20 monumentos de Roma que no te puedes perder

Los monumentos de Roma representan el punto más alto y evidente de la historia de la ciudad eterna. Son símbolos asombrosos que sobreviven hasta nuestros días para dar testimonio del pasado de gloria y magnificencia del antiguo Imperio Romano.

Estas obras maestras de la ingeniería arquitectónica, como el Coliseo, el Castillo de Sant’Angelo o el Panteón esconden todo tipo de secretos entre sus muros dispuestos a ser descubiertos por cualquier visitante curioso.

Ahora bien, la ciudad de Roma no es solo el antiguo Imperio Romano, ya que su tejido urbano cuenta con muchos monumentos que son vestigios de muchas épocas, como la medieval, la renacentista, la barroca, etc. Sin dudas, es la ciudad perfecta para pasar unos días rodeado de pura historia.

Pasear por Roma es como un viaje en el tiempo, un viaje rico en fascinación y atmósfera que atrae a millones de turistas de todas partes del mundo. ¿Estás [email protected] para descubrir los mejores monumentos de Roma? Pues coge el mapa y síguenos, que tenemos mucho que ver.

Los mejores monumentos de Roma

Altare Della Patria, Piazza Venezia

De entre todos los monumentos de Roma, el Altare Della Patria (Altar de la Patria) es uno de los más visitados. Desde 1921 custodia el cuerpo del Soldado Desconocido.

Hoy en día representa el monumento por excelencia de la unidad italiana y su libertad. El verdadero propósito de este monumento era unir simbólicamente a toda Italia mediante el uso de esculturas que representaran al Pensamiento, la Acción, la Concordia, la Fuerza y los Derechos.

Las obras del Altare Della Patria se iniciaron en 1885 y finalizaron en 1888. El también llamado «Vittoriano» se muestra como un edificio poderoso, con 81 metros de altura y 135 de ancho.

El monumento se puede subdividir en 4 elementos principales: la escalera, el pórtico delantero, las columnas y dos propileos a ambos lados.

Algunos de los elementos que enriquecen artísticamente el Altar son símbolos vegetales como la hoja de palma por la victoria, el roble por la fuerza, el laurel por la paz, el mirto por el sacrificio y el olivo por la concordia.

En 2007 se instaló una plataforma de observación en la parte trasera del monumento y se puede acceder a ella a través de un ascensor o subiendo 196 escalones. Desde aquí se puede disfrutar de una hermosa vista de 360° de la ciudad.

Panteón

El Panteón (término derivado del griego y significa Templo de Todos los Dioses) es uno de los Monumentos de Roma ubicados en el distrito de Pigna.

Fue fundado en el 27 a.C. por Marco Vispanio Agrippa y reconstruido por el emperador Adriano entre los años 120 y 124 d.C., después de que los incendios del 80 y 110 d.C. lo dañaran.

El Panteón se convirtió en una basílica cristiana a principios del siglo VII con el nombre de Santa Maria della Rotonda. Hoy en día se enorgullece de tener el estatus de Basílica Menor.

Es uno de los edificios históricos más conocidos de Roma, y es visitado por millones de personas cada año.

En el punto alto de la cúpula, se encuentra el «óculo», un orificio que permite la iluminación del gran salón.

A pesar de que han pasado 2000 años, la cúpula del Panteón sigue siendo el edificio más grande del mundo con hormigón no reforzado. El interior es aireado y envolvente.

En el nivel inferior, hay seis nichos y dos columnas en el frente. El pavimento es de granito, cóncavo en el medio y gracias a unos agujeros, la lluvia no puede acumularse en el interior.

Varios personajes históricos fueron enterrados aquí, algunos de ellos realmente ilustres como la Reina Margherita di Savoia, el Rey Umberto I di Savoia o el Rey Vittorio Emanuele II di Savoia.

Piazza di Spagna (Plaza de España)

La Plaza de España es un símbolo de Roma y una de las plazas más famosas del mundo. Su nombre proviene del Palazzo di Spagna, sede de la embajada española.

Alrededor de la plaza hay una serie de monumentos que le aportan valor. Un ejemplo es la hermosa escalera Trinità dei Monti con más de 135 escalones.

Una de las obras artísticas más apreciadas es la Fontana della Barcaccia, creada por Pietro y Gian Lorenzo Bernini en 1629 y situada justo en el centro de la plaza.

A la derecha de la escalera, se puede visitar la casa-museo del poeta inglés John Keats, que vivió y murió aquí en 1821, y de Percy Bysshe Shelley.

Obviamente, la escalera es el elemento arquitectónico más importante de la plaza. Fue inaugurada por El Papa Benedetto XIII en 1725 y su función era vincular la embajada borbónica española y la iglesia Trinità dei Monti.

Colonna Traiana (Columna Trajana)

La Colonna Traiana se eleva justo al comienzo del Fori Imperiali, justo después de Piazza Venezia.

Este monumento de Roma fue realizado para glorificar la conquista de Dacia (del 101 d.C. al 106 d.C.) por el emperador Trajano. El adorno en espiral tallado en toda la columna representa las etapas más significativas de esa expansión.

También representa una novedad en el arte antiguo. Tiene 29,78 metros de altura, pero con la cúpula y el sótano, alcanza casi los 40 metros. El adorno mide 200 metros de largo y muestra entre 100 y 150 escenas y unas 2500 figuras.

Arco di Costantino (Arco de Constantino)

Cerca del Coliseo, el Arco di Costantino es uno de los ejemplos más importantes del arte escultórico. Es una verdadera joya artística.

Con 21 metros de altura, 25,9 metros de ancho y 7,4 metros de profundidad, fue construido para honrar la victoria de Costantino contra Massenzio en la batalla de Ponte Milvio del 28 de octubre de 312.

Arco di Tito (Arco de Tito)

El Arco di Tito es uno de los arcos más antiguos y uno de los más importantes monumentos de Roma. Construido en el siglo I d.C., está situado en el Colle Palatino y se caracteriza por contar con un solo arco de apoyo.

Representa el monumento-símbolo de la era Flavia, gracias a sus innovaciones arquitectónicas, estructurales y artísticas.

El Arco de Tito fue construido para conmemorar la guerra librada por el Emperador en Galilea.

Coliseo

El Coliseo, también conocido como anfiteatro Flavio, es un ejemplo extraordinario de arquitectura antigua italiana (y mundial), tanto que es sin dudas el monumento más importante de Roma y de toda Italia.

Su importancia y majestuosidad es tal, que no solo fue incluido en la Lista de Patrimonios de la Humanidad, sino que también entra dentro de las nuevas siete maravillas del mundo.

El Coliseo es también el anfiteatro más grande del mundo, se estima que podría contener entre 50.000 y 75.000 personas.

Junto con el Palatino, el Foro Romano y el Arco di Costantino, es una de las zonas arqueológicas más visitadas del mundo, y seguramente el itinerario turístico de Roma más concurrido.

Su origen se remonta a la Roma imperial, bajo el gobierno de Flavis y Vespasiano. Este último comenzó la construcción en el 72 d.C. y luego fue inaugurado en el 80 d.C. por Tito.

La dimensión es considerable, los ejes mayores alcanzan los 187,5 metros, la pista interior mide 87 x 54 metros y la altura máxima alcanza los 48,5 metros.

El nombre Coliseo comenzó a circular en la Edad Media, es una palabra latina que significa colosal, enorme.

El interior es majestuoso como el exterior. Ten en cuenta que necesitarás tiempo para recorrerlo y apreciar realmente su belleza.

Basílica de Massenzio

Una obra monumental. Construido entre el 306 y el 312 por voluntad de Masenzio y completado por Costantino I.

Las dimensiones fueron significativas, y aunque hoy, derruido en gran parte, se percibe su majestuosidad.

Castel Sant’Angelo (Castillo de San Ángel)

El Castel de Sant’Angelo es uno de los monumentos de Roma más cercanos a la Basílica de San Pedro y cerca del Ponte Sant’Angelo. Está conectado con la Ciudad del Vaticano por un corredor fortificado llamado «passetto».

Su origen se remonta al 125, por voluntad del emperador Adriano, que lo mandó construir como su monumento funerario.

El término Castillo fue dado por Onorio en 359, incluyéndolo dentro de las murallas de Roma. Este cambio transformó el Castillo en una fortaleza.

Campidoglio

El Campidoglio es en realidad la sede de los municipios, y junto con el Palazzo Nuovo y el Palazzo dei Conservatori constituyen un circuito histórico de gran interés turístico.

El edificio sufrió varios cambios hasta que el Papa Paolo III confió el proyecto de reconstrucción a Miguel Ángel.

En la actualidad, se puede llegar a la plaza y los tres edificios subiendo por la «Cordonata», una escalinata que termina con dos majestuosas estatuas, los Dioscuros y sus caballos.

Cappella Sistina (Capilla Sixtina)

La Capilla Sixtina y sus frescos son una de las obras pictóricas más extraordinarias jamás concebidas y uno de los monumentos de Roma más famosos.

Está situada dentro de la Basílica de San Pedro y mide 41 metros de largo, 13 de ancho y 21 de alto.

Miguel Ángel no es el único que decoró la capilla, contribuyeron otros artistas, entre ellos Mino da Fiesole, Andrea Bregno y Giovanni Dalmata.

Lo que más llama la atención son los frescos que decoran todas las paredes de la Capilla, comenzando por el «Giudizio Universale (Juicio Final).

El mensaje implícito es representar toda la historia espiritual humana, desde la Creación hasta el fin del mundo.

Fontana dei Quattro Fiumi

La Fontana dei Quattro Fiumi (la fuente de los cuatro ríos) se eleva majestuosamente en el centro de la Piazza Navona.

Esta magnífica obra de arte nos llega gracias a Lorenzo Bernini, que la construyó entre julio de 1648 y junio de 1651 y fue encargada por el Papa Innocenzo X.

Una función adicional de esta fuente es ser un apoyo para una copia de un obelisco egipcio.

En el centro de una tina elíptica hay cuatro figuras, personificando los cuatro grandes ríos continentales : el Nilo, el Ganges, el Danubio y el Río della Plata.

Fontana di Trevi (Fontana de Trevi)

La Fontana de Trevi es probablemente una de las más famosas del mundo y seguramente la más famosa de Roma.

Su origen se remonta a la antigüedad, pero su aspecto actual se remonta a 1732, gracias a Nicola Salvi. El trabajo fue terminado por Giuseppe Pannini en 1762.

La fuente se apoya contra un costado del Palazzo Conti di Poli y está hecha de diferentes materiales como toba, mármol, yeso, estuco y metales.

Piramide Cestia (pirámide de Cestia)

La pirámide de Cestia es algo único dentro de los monumentos de Roma, una pirámide de estilo egipcio construida entre el 18 a. C. y el 12 a. C.

La pirámide se encuentra cerca de Porta San Paolo, en el distrito de Ostiense y está incorporada en la Mura Aureliane (Murallas Aurelianas). Fue construida para albergar la tumba de Gaio Cestio Epulone; está hecha de hormigón, ladrillos y losas de mármol de Carrara.

Tiene 36 metros de altura pero hoy parece más baja porque la calzada se ha elevado con el paso del tiempo. Se realizó en solo 330 días.

Teatro di Marcello (Marcello Theather)

El Teatro di Marcello representa uno de los edificios más antiguos creados para el entretenimiento que se conservan hasta nuestros días.

Su construcción se inició gracias a Giulio Cesare y fue finalizada por Augusto en el 17 a.C., quien la dedicó a su sobrino y futuro emperador, Marcello.

Está ubicado en Campo Marzio, entre el Tíber y el Campidoglio. El teatro tiene capacidad para unos 15.000 espectadores.

Trinità dei Monti

Trinità dei Monti se eleva sobre la escalinata de la Plaza de España. Data de 1502 pero terminó en 1519. Fue consagrada en 1585 por el Papa Sisto V.

Trinità dei Monti es sin duda una de las iglesias más conocidas de Roma y tanto su belleza arquitectónica como las obras de arte en el interior hacen de esta iglesia un verdadero tesoro.

Sitios arqueológicos de Roma

Circo Massimo (Circo Máximo)

El Circo Máximo es uno de los monumentos de Roma más famosos y magníficos. Está situado entre Colle Avertino y Palatino y fue creado para la realización de carreras de caballos.

Su posición estratégica (una zona llana cerca del río Tíber) la convertía en el lugar perfecto para actividades comerciales, trueques, juegos y carreras.

En ese momento, con sus 600 metros de largo y 140 de ancho, era la estructura de entretenimiento más grande.

Hoy en día, no queda nada de su antiguo esplendor, y se utiliza principalmente para conciertos y eventos.

Foro di Augusto

El Foro di Augusto es un sitio arqueológico ubicado entre los Fori Imperiali y el Altare della Patria. Su función era de propaganda, para festejar a Augusto con estatuas y decoraciones.

Fue inaugurado en el 2 a. C., mismo año en que Augusto obtuvo el título de «Padre de la Nación».

Su dimensión era enorme, 120 x 120 metros y estaba delimitada por muros de 33 metros de altura.

Foro Romano

El Foro Romano es uno de los monumentos de Roma más conocidos del mundo, y junto con el Coliseo y el Palatino constituyen un complejo de monumentos entre los más bellos de Italia.

Está ubicado en el corazón de la antigua Roma, en el valle entre el Palatino y el Campidoglio y representaba el centro político, religioso y comercial de la ciudad.

Los monumentos del Foro son numerosos y existen diferentes recorridos de visita, cada uno sigue su itinerario.

Palatino

El Palatino, una de las siete colinas de Roma, es uno de los sitios arqueológicos más visitados en Roma gracias a los edificios imperiales y templos de deidades que allí se encuentran.

Una antigua leyenda dice que Roma se originó en el Palatino, y excavaciones recientes apoyan esta teoría. Parece que aquí, desde el año 1000 a.C., hubo un pequeño pueblo.

Hasta aquí llega nuestro listado con los 20 monumentos de Roma más importantes. Esperamos que te sirva para organizar tu viaje a la ciudad eterna y puedas disfrutar de todos y cada uno de ellos.

¿Te gustó el artículo? ¡Compártelo! Y si ya has estado en Roma, cuéntanos tu experiencia, cuál de sus monumentos te gustó más o si echas en falta alguno más dentro de esta lista.

Artículos relacionados

Deja un comentario