Conociendo las minas de sal de Polonia

Polonia es hogar de dos grandes minas de sal: Bochnia y Wieliczka.

La mina de sal de Bochnia se encuentra ubicada en el pueblo homónimo, al sudeste del país polaco. Data del año 1248, y es la mina de sal conservada más antigua de Europa. Esta mina, considerada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, se puede visitar y el recorrido es muy interesante, aunque es un poco más pequeña y menos popular que la mina Wieliczka, a la que dedicamos el artículo a partir de ahora.

Minas de sal Wieliczka

¡Desde Varsovia!

La mina de sal de Wieliczka, también declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, está ubicada a 12 km al sureste de Cracovia y tiene más de 700 años. Aunque la explotación se detuvo en la década de 1990, en parte para preservar el estado histórico de la mina y en parte debido al riesgo de inundaciones, todavía produce 6.800 kilos de sal cada año.

La mina ha sido una atracción turística desde el siglo XIX, cuando los rusos abrieron la primera ruta turística con mineros actuando como guías turísticos. Como un guiño a esos tiempos, los guías de hoy usan uniformes inspirados en la ropa de trabajo de aquellos mineros.

Solo el 1% de la red laberíntica de túneles de 300 km de la mina está abierta al público.

A lo largo de los años, grandes personalidades han visitado las minas de sal, como Goethe, Chopin y el Papa Juan Pablo II.

En 2017, 1,7 millones de visitantes descendieron a sus profundidades, lo que convirtió a la mina Wieliczka en una de las mayores atracciones turísticas de Polonia.

Iglesias en las minas de sal de Polonia

La extracción de sal era muy redituable, pero también un negocio arriesgado, y los mineros temían morir envenenados por el gas metano o por alguna inundación.

Por este motivo, verás varias iglesias y/o capillas subterráneas en la mina de sal de Wieliczka, ya que los mineros tenían la necesidad de pedirle a Dios por protección y agradecer en cada final de jornada haber sobrevivido.

La más espectacular de estas capillas es la Capilla de Santa Kinga, que fue tallada en un solo bloque de sal en 1862 y tiene 54 metros de longitud.

En sus paredes están tallados bajorrelieves elaborados de escenas de la vida de Jesús, incluida una copia de “La última cena” de Da Vinci.

portadas minas de sal de Polonia

Excursión a las minas de sal en Polonia

Visitar la mina de Wieliczka es fácil de hacer de forma independiente si te hospedas en Cracovia.

Sin embargo, si lo prefieres, puedes contratar una excursión que te solucione la visita y el traslado de ida y vuelta.

En estos tours, generalmente se reúnen en el centro de Cracovia a la hora pactada y van en autobús hasta el pueblo de Wieliczka, a solo 15 kilómetros.

Una vez allí, ingresarán a las profundidades de la mina bajando 47 tramos de escaleras (378 escalones en total) y recorrerán 3,5 kilómetros de túneles en el que verán 20 cámaras decoradas, lagos subterráneos, esculturas y herramientas de trabajo de la época.

Si quieres ahorrar algunos euros, puedes aprovechar una excursión a las minas de sal combinada con una visita a Auschwitz

Cómo llegar a la mina de sal de Wieliczka desde Cracovia

Si prefieres llegar por tus propios medios, debes tomar el tren desde Kraków Glówny (la estación central) hasta el final de la línea, en Wieliczka Rynek-Kopalnia.

La mina de sal está a cinco minutos a pie de la estación de tren y la ruta está claramente señalizada.

Este viaje de 30 minutos por los suburbios de Cracovia cuesta 4 PLN (menos de 1 £). Puedes comprar tu billete de tren en las máquinas de la estación o a bordo, y puedes ver los horarios con anticipación en este enlace

Entradas a la mina de sal de Wieliczka

La única forma de visitar la mina de Wieliczka es mediante una visita guiada, en la que podrás elegir entre dos recorridos: la ruta turística o la ruta de los mineros.

Ruta Turística

Esta es la ruta que eligen la mayoría de las personas, en las que podrás conocer las cámaras subterráneas (incluyendo la capilla Santa Kinga), los lagos de salmuera, herramientas y máquinas mineras, así como los métodos de extracción y transporte de la sal empleados en el pasado.

  • Está abierta de 9 a 17 hrs, y el recorrido en español se da solo a las 13:40. Si no tienes problemas con el idioma ingles, podrás tomar el recorrido a las 11, 13, 15 o 17 hrs.
  • El precio de esta ruta para personas mayores de 4 años es de 93 PLN (unos 20 euros)
  • No hay una edad mínima y no requiere una condición física por encima de la media, aunque debes tener en cuenta que tendrás que superar bastantes escalones.
  • No es apto para personas con movilidad reducida.
  • El recorrido tiene una extensión de 3.5 kilómetros y dura aproximadamente 2 horas, incluyendo la visita al Museo de las Salinas de Cracovia
  • La temperatura bajo tierra llegará a estar entre 17 y 18 grados Celsius.
  • Llegarás a una profundidad de 135 metros

Ruta Minera

Por el momento, a Marzo de 2021, este itinerario se encuentra cerrado, por lo que no disponen de información sobre el precio de las entradas. Sin embargo, y esperando que vuelva a estar disponible, te contamos un poco sobre el recorrido.

Se trata de una opción mas aventurera, en la que solo tendrás la luz de una lámpara en la cabeza y aprenderás los conocimientos básicos del oficio del minero. Te llevarán por una red de laberintos subterráneos, donde tendrás que encontrar sal y analizar la atmósfera de la mina, entre otras cosas.

  • El recorrido tiene una extensión de 1.9 kilómetros y dura aproximadamente 3 horas
  • La temperatura bajo tierra llegará a estar entre 14 y 16 grados Celsius.
  • Llegarás a una profundidad de 101 metros
  • Esta ruta está guiada solo en idiomas inglés y polaco

Para obtener más información y reservar las entradas en línea, puedes ingresar al sitio web de la mina de sal de Wieliczka.

portadas minas de sal de Polonia

Consejos para tu visita a la mina de sal de Wieliczka

  • Cuando finalices tu visita guiada, puedes visitar el museo que está incluido en tu entrada, ubicado a unos 2 km de la mina.
  • Si vas a ir por tu cuenta, es conveniente no obtener tu boleto de tren de vuelta con un horario establecido. Si lo haces, debes tener en cuenta que desde la salida de las minas de sal hay una caminata de 15 minutos para llegar al ascensor que te lleva a la superficie. Todo este recorrido te tomará alrededor de 30 minutos
  • Aunque haga frío afuera, el clima en la mina puede estar un poco (o bastante) húmero, por lo que es importante que lleves una botella de agua.
  • Un calzado cómodo es imprescindible.
  • Si tienes hambre, al final del recorrido hay un gran restaurante disponible.

Hasta aquí nuestro repaso por las espectaculares minas de sal de Polonia. Esperamos que te haya servido para programar tu visita, y si ya has estado allí, ¡no dudes en comentar tu experiencia!

Artículos relacionados

Deja un comentario