Skip to content Skip to sidebar Skip to footer

Guía para visitar el mercado de Izmailovo, en Moscú

Moscú cuenta con una enorme variedad de atractivos con los que puede fascinar a cualquier viajero. Uno de esos atractivos es el mercado de Izmailovo.

Detrás de los muros del «antiguo» kremlin se esconden decenas de puestos, museos, talleres, cafés y productos absolutamente únicos, que en esta guía te ayudaremos a descubrir para que puedas ir preparando desde ya tu visita.

La bienvenida al lugar te la dará el kremlin de Izmailovo que, contrario a lo que cabría esperar, tiene todavía más colores que el de la Plaza Roja. Es una foto típica del lugar, así que no olvides tomar una instantánea de tu visita.

Dentro de las paredes del kremlin es donde ocurre la magia, pero hay tantas cosas por ver, que incluso los moscovitas se pierden. Sigue leyendo y empezaremos a contarte qué puedes ver en el mercado de Izmailovo (o Izmailovsky Vernisazh, en ruso). 

Qué ver en tu visita al Mercado de Izmailovo

El Kremlin

Como decíamos, esto es lo primero que llama la atención cuando llegas por primera vez al mercado de Izmailovo. Y esto es así porque este kremlin no es un monumento histórico perfectamente conservado, sino una construcción del año 2001 que se basó en bocetos de los siglos XIV-XVII y que fue ideado como zona recreativa.

Sabemos que este último dato puede haberte desanimado un poco, pero no te preocupes, que el kremlin no es todo lo que tienes por ver aquí: el mercado real se encuentra en el interior, detrás de los enormes muros de la fortaleza. 

Pequeños museos

Hay más de una docena de pequeños museos en los alrededores del mercado, todos generalmente ubicados alrededor del perímetro del kremlin y dentro de sus torres y dependencias. El más cercano a la entrada principal es el Museo de Historia del Vodka Ruso (con degustación, por supuesto). Exhibe más de 1,000 tipos de vodka, recetas de vodka del siglo XVIII, carteles publicitarios, etiquetas, botellas y toda la parafernalia imaginable relacionada con la llamada bebida nacional de Rusia. 

Otro lugar interactivo es el Museo de Juguetes Rusos. Este atractivo museo alberga incluso un taller donde puedes hacer tu propia muñeca o un juguete «Dymkovo», una suerte de figuritas pintadas de arcilla, paja o incluso masa.

Hay muchos otros museos, como por ejemplo el Museo de la Fabricación de Jabón, donde podrás comprar jabón hecho por ti [email protected] por unos 500 rublos (unos 7€), el Museo de Animación de Moscú o el Museo del Pan (con buffet y pan recién horneado). Incluso hay un Museo de Niños Desobedientes, donde los padres traen a sus hijos y les muestran cómo se castigaba a los niños rebeldes en la antigua Rusia (con algunos castigos bastante extremos, a decir verdad).

Iglesia de San Nicolás

La iglesia de San Nicolás se encuentra cerca de la entrada principal: una vez que la atravieses, deberás caminar unos 100 metros hasta la plaza principal y ahí te la encontrarás.

Esta iglesia ortodoxa de madera parece un monumento de la arquitectura rusa del siglo XVII, aunque, una vez más, todo es falso: al igual que el propio kremlin, el edificio es una réplica construida en el año 2000. Eso sí, nueva y todo sigue siendo la iglesia de madera más alta de Moscú.

¿Qué comer en tu visita al mercado de Izmailovo?

En la plaza central se encuentra la «Pastila de Kolomna», una tienda de dulces que vende pasteles y una pastila original hecha a mano (un tipo de confitería de frutas) según recetas del siglo XVII.

Los restaurantes de la zona sirven principalmente platos típicos rusos. Además de carne asada y aves varias, podrás probar la hidromiel tradicional (conocida en ruso como medovukha), el kvas ruso y los panqueques con una amplia variedad de rellenos. 

Si quieres detenerte a beber una cerveza, visita MEDVEDI, un bar bastante guay con algunas cervezas artesanales únicas.    

¿Qué buscar en el mercado de pulgas de Izmailovo?

El mercado de pulgas ocupa la mayor parte del kremlin. Los productos se colocan en cajas, sillas o directamente en el suelo, y todo se parece bastante a un gran bazar indio o egipcio. 

El mercado de pulgas más grande de Moscú, comienza a la izquierda de la entrada central del kremlin y se extiende en filas interminables, todas con nombres que se explican por sí mismos, como «Artesanía», «Imágenes» o «Insignias».

Aquí puedes encontrar todo tipo de artesanía popular, encajes, mantones de Pavlovo Posad, cerámica, ámbar, cristal, trajes nacionales e incluso uniformes militares.

Mercado de las pulgas de Izmailovo

Se venden antigüedades de todo tipo, desde cubiertos del siglo XVIII hasta muebles antiguos. Es posible localizar algunos especímenes realmente raros, como una montaña rusa de plata de la era zarista por 10.000 rublos (unos 112€). Eso sí: puede ser difícil confirmar su autenticidad a menos que seas un experto en antigüedades.

Dicho esto, la mayor parte de lo que el mercado de Izmailovo tiene para ofrecer son cosas comunes del siglo XX, que pueden ser una buena alternativa a las típicas matrioshkas. Por ejemplo, puede que quieras llevarte un busto de Lenin por 1.500 rublos (17€), un gramófono que todavía funciona o un paquete de cigarrillos Belomorkanal, muy baratos y desagradables, que alguna vez fueron populares en la Unión Soviética. Vamos, que es un mercado de pulgas, seguro encuentras lo que buscarías en un mercado de pulgas.  

Horario del mercado de Izmailovo

El mercado está abierto de 9 am a 5 pm; los museos y cafés, en general, permanecen abiertos hasta las 8 de la noche. Dicho esto, el mejor momento para visitar y recorrer el mercado de Izmailovo es bien temprano por la mañana. Este horario no solo es bueno porque hay menos gente, sino porque los que van a esa hora son verdaderos cazadores profesionales de antigüedades, y puede ser interesante verlos trabajar.

Tip de viaje: si puedes, visita el mercado el miércoles, que es el día de precios mayoristas y los precios son dos o tres veces más bajos. Eso sí, el mercado no tiene tantos puestos este día como otros.

Cómo llegar al mercado de Izmailovo

El mercado está ubicado al este de Moscú, un poco alejado de los puntos de interés habituales de la ciudad. Independientemente de esto, se encuentra en una zona accesible desde el centro en taxi o transporte público. 

El viaje en metro hasta la estación Partizanskaya (línea azul oscuro) toma unos 20 minutos desde el centro. Desde Partizanskaya hasta el mercado de Izmailovo hay otros 10 minutos a pie.

Artículos relacionados

Deja tu comentario